domingo, septiembre 23, 2007

D&D 4ª Edición y el 7º Sello.

Hoy, queridos niños, vamos a hablar de Dragones y Mazmorras ahora que se ha anunciado el advenimiento de su 4ª Edición.

Y digo advenimiento porque esto ya empieza a tener tintes casi bíblicos al menos con lo que podemos traducir de sus novedades y mejoras ¡agárrense los tarzanetes!


BASADO EN UNA CONVERSACIÓN ENTRE MI HERMANO Y YO SOBRE EL TEMA

Empezamos por su video promocional, un video que ya de por sí creí que era una especie de parodia de D&D para meterse con su sistema, etc.



La esencia del juego sigue siendo la misma. ¡La misma mierda!


Terrible visión cuando uno descubre que sí, es una parodia pero que dentro de todo ese humor hay una promoción de su producto al final del mismo, mostrando que la nueva edición va a ser la polla y lo nunca visto hasta ahora.


¡Ya te digo!


Lo nunca visto señores. Lo más siniestro de todo esto es que el video de presentación pretende ir en clave de humor, y da la impresión de que todo va en coña, una parodia de la evolución de D&D. Pero NO, es más chungo todavía, parece que va en coña pero al final te están diciendo "sí, antes había figuras malas y las reglas eran un poco complicadas, de hecho con la última edición te tiras más tiempo revisando libros que jugando, pero no te preocupes con la nueva edición se acabó buscar en libros y demás, ahora tienes el mismo juego de siempre (los cojones...) pero con herramientas que te harán mucho más fácil y dinámico el juego, además de un nuevo interface de juego para que los masters puedan desarrollar su creatividad al máximo (y excrementar, digo… depauperar su bolsillo también)".


Eso sólo demuestra que el sistema de juego es tan complicado que es necesario un ordenador para poder tener en cuenta todas las habilidades, dotes, conjuros, etc. En fin, que no, que se está perdiendo la esencia del rol que es reunirse con unos colegas alrededor de una mesa y tirar dados de colorines.



D&D desde que lo engancharon WoC se está volviendo en la patraña comercial que se ha convertido Magic, juego de cartas coleccionable que maldeciré por siempre por todo el mal que nos ha hecho a los roleros. Menos mal que yo fui uno de los pocos "inversores" que vendió pronto. De hecho debería vender mis cartas por Internet, seguro que hay alguna mierda superantigua que ahora vale una pasta...


Lo dicho, lo más siniestro de todo este asunto es que D&D4 poco a poco nos llevará a su inexorable fin, que no es otro que el de que ya no se necesitará jugadores reunidos alrededor de una mesa para jugar, sino que posiblemente con el tiempo se puedan conectar todos en red desde sus casas (utilizando micrófonos si quieren un juego menos desnaturalizado). Los roleros nos hemos reído de todo aquel que nos ha llamado "asociales" con la cantidad de veces que nos hemos reunido colegas DE VERDAD para pasar varias horas disfrutando de algo que realmente nos gustaba y no salir a la discoteca para ver lo divertido que es contemplar cómo se hacen ondas en tu bebida por la fuerza de la música que sale del bafle de turno.


Echando la mirada atrás está claro dónde se ve la garra de Gary Gygax (D&D y AD&D) y donde la purulenta zarpa de los WoC (D&D3 y el inefable D&D4). Porque se puede criticar todo lo que se quiera a D&D, pero sus primeras aventuras y dibujos eran los mejores del mercado (los únicos que había) y eran mucho más evocadores que ese estilo amerimanga que nos intentan meter por el culo.


Vomitivo, señores míos.


Si estuviera muerto Gygax se revolvería en su tumba. Ya sólo los vídeos de presentación de D&D4 en la GenCon me parecen de vergüenza ajena. La manada de frikis lobotomizados bramando por un producto que dan ganas de potar, porque encima tienen la desfachatez de decir que es el D&D3 pero incorporando tecnología.



Y el kit de master y asistente del DM tan sólo cuesta un alquiler de 10 $ al mes :D <-- ¿¿¿¿¿¡¡¡¡¡¡¡¡QUÉ!!!!!!!!!?????


Madre mía, eso está dirigido totalmente a la peña que paga su cuota mensual por el WoW. Considero que es un error, están intentando competir con ese tipo de juegos multijugador y se van a pegar el castañazo.


Lo peor de este asunto es que D&D sigue siendo el referente en la industria, y si se viene abajo, puede arrastrar a muchas otras editoriales con él. No se qué empresa o sistema puede tomar el relevo, y me temo que puede que no haya ninguna. Pero tampoco creo que sea la muerte del rol. Cada vez hay más empresas independientes y gente en sus casas que publica sus PDF o se autoedita. Y aunque hay muchos clones de otros juegos, también hay ideas innovadoras y juegos alucinantes que no tienen nada que envidiar a D&D.


A Mazes & Minotaurs me remito, por poner un ejemplo modesto. O Spirit of the Century, o Burning Empires, o mismamente la nueva edición de Aquelarre que va a salir el año que viene publicada por Nosolorol. En definitiva, que lo que suceda a D&D por un lado me preocupa porque es la puerta de entrada de mucha gente en el mundillo, y por otra parte me la trae al pairo, porque desde hace mucho tiempo no me siento identificado con los productos derivados de ese sistema.


Cómo bien dijo mi hermano: Se ha perdido el "encanto” de los productos D&D. Hace unos días estuve a punto de comprarme Expedición al Castillo Ravenloft 3ª Ed., que es una actualización de “Ravenloft”, la aventura original. Bueno, pues me la descargué por Internet, luego la miré en una tienda... y no lo hice. Estuve viendo los dibujos, las supuestas mejoras y las descripciones de los encuentros, que vienen con su propio tablero para que uses miniaturas, etc. y me di cuenta de que sí, puede estar bien, una actualización que igual mola, pero que ha perdido su “alma”. Es perfecta en su presentación, los dibujos son excelentes, la cantidad de información abrumadora... pero no transmite nada, es estéril, no tiene encanto.


Y me temo que eso se puede aplicar a toda esta nueva etapa de D&D, es perfecta en su ejecución y muerta en su espíritu.


Poco más se puede decir, es una historia lamentable, y ya os puedo decir que algunos bebieron de ciertas cosas del D&D3 para remodelar sus juegos como puede ser el ejemplo de Warhammer JdR 2ª ed. que enganchó el tema de las acciones medias, completas y libres y lo de las dotes.


Con todo WH2ª le da mil vueltas al sistema D&D3 y 4 aunque sólo sea por el hecho de que busca sencillez y la verdad es que lo consiguen. ESO sí es una revisión en condiciones y no lo que nos están intentando vender.


A mi me da miedo porque muchas editoriales se apuntarán al carro de hacerlo todo con el ordena, poner también asistentes del DJ para sus juegos por un módico precio de 9 $ (¡oh, un dolar menos!), etc.


Joder, cuando vi que también tenían un generador de tiradas de dados (los D4D05 darán su opinión sobre todo esto, os lo aseguro) ya fue la repanocha porque me dije: "joder, es que te van a quitar hasta la posibilidad de tirar tus propios dados" XD


No creo, o al menos rezo poque no todo el mundo se enganche al carro de hacer cosas con el ordenador, principalmente porque no todos tienen la pasta necesaria para hacerlo. Es más, creo que ahora mismo ninguna editorial tiene la infraestructura que haría falta para llevar a cabo un proyecto de este calibre.


Y en cuanto a lo de pagar 9, 10 o 5 dólares por usar el interface y ayuda del DM... joder, eso es imposible que cale en España. En los EEUU a lo mejor están más acostumbrados a pagar el WoW, la televisión por cable y otras cosas, pero en España, la patria del eMule, estas cosas van a costar más, aunque quién sabe…


Lo de la cuota (o más bien diezmo) de 10 $ sólo funcionará en la patria del consumismo, EEUU. Aquí y en los restantes países harán un cortés y diplomático corte de mangas.


Lo que está claro es que todo lo que toca WoC lo convierte en caca (caca dorada, claro). La gente se embarca en masa sobre productos que no tienen la calidad que tenían antaño y que a todas vistas es superior, aunque sólo sea por el chorreo de imaginación que le echan. Porque si imaginación es sacar un compendio de monstruos donde la mitad de los bichos son absurdos (como el tan afamado caracol-mayal, que es para mearse) entonces el mundo de juego es absurdo y pierde todo el atractivo que pudiera tener.


No se justifican habitats así en ningún mundo, ¿por qué cojones existen los humanos si todas las demás razas son la leche puñetera y encima hay monstruos que podrían haber destruido la vida inteligente humanoide hace eras?


En fin, yo tengo miedo por lo que nos hizo el Magic, que yo sinceramente me acojoné como el que más (aunque luego no fue para tanto, lo admito). Y desde luego lo de la venta de licencia de WoC para que todo el mundo publique los habrá envuelto en oro, pero una caca envuelta en rutilante metal aúreo sigue siendo una caca. Normal que el producto original se haya complicado hasta límites insospechados, si es que escribe cualquiera y TODOS lo hacen por dinero (para algo son empresas...).



A mi también se me congelaría la sonrisa, amigo Gygax...

3 comentarios:

Juzam dijo...

Gracias a internet es imposible que el rol muera. Podría morir la industria del rol, pero los jugadores y los juegos hechos por los propios jugadores y editoriales independientes no van a desaparecer.
Por lo demás estoy completamente de acuerdo contigo. WoC es una empresa que está tratando de hacer con el AD&D lo mismo que con el Magic. Solo hay que ver la gracia de sacar la 3ª edición y a los pocos meses la 3.5. Cojones, haber hecho el playtesting en condiciones en lugar de querer vendernos dos veces el mismo manual. A partir de ahora las reglas se revisarán cada 2 años o así, sacando una nueva edición con unas imágenes muy bonitas y un par de cambios. Pero me temo que se equivocan. La gente no juega ara tener el último manual, sino para pasar un buen rato. La mayoría de jugadores no van a desembolsar 40 e por manual para jugar al D&D 4.13 para que en 3 meses salga la version 4.14. Yo aún juego con la 2ª. De hecho, estamos preparando una campaña en la cual pasamos nuestros viejos personajes (de niveles +20 tras años del mundo real de campañas) a la 3ª y me está dando un dolor de cabeza impresionante tener que leerme los 30 manuales para las dotes (que me ha prestado mi amiga la Mula), los conjuros, las clases de prestigio y toda esas basuras que añaden una dimensión increíble de complejidad al juego. Y lo de pagar 10 € por el asistente para el Dungeon cuando al master lo más que necesita es un papel y un bolígrafo para hacer una aventura es de chiste.
Muerte a Wizard. :D

Carlos de la Cruz dijo...

Como ha dicho mi hermano, este correo está basado en una larga conversación que mantuvimos vía e-mail hablando del D&D4. He de decir que estoy de acuerdo con la "edición" que ha hecho de dichos correos y con el mensaje que se transmite.

Lo de D&D3 y D&D3.5 me recordó en su momento a lo que puede suceder con Windows, que cada tres años te sacan una nueva versión que va haciendo incompatible cientos de programas. En fin, un sacacuartos.

Curiosamente el juego no me parece realmente malo por lo que he podido ver. Mi sincera opinión de D&D3 es que es demasiado parecido a un juego de tablero como Descent o el viejo HeroQuest, y D&D4 parece acentuar esa tendencia. Después de muchos años de jugar a juegos de rol, mi estilo ha evolucionado hacia juegos con reglas más simples. Supongo que mi problema es que cuando leo las estadísticas de uno de los "malos de final de nivel" de cualquier aventura de D&D tengo la seguridad de que yo sería incapaz de recordar para que sirven la mitad de sus conjuros, dotes y habilidades especiales, y por tanto me siento incapaz de usarlo "correctamente".

Pero en realidad eso son características del juego, y algo que los diseñadores han realizado de forma consciente. Por lo tanto, el juego puede no gustarme, pero no tiene porqué ser malo.

Lo que no me gusta es la política de la editorial. Sacar un edición nueva que desactualiza un montón de libros (no precisamente baratos) pasados pocos años, sacar ahora otra nueva edición, tratar de competir con el WoW y otros juegos multijugador por internet (porque esa es la impresión que me da su versión online), y esa gran cantidad de libros en los que sólo hay más conjuros, más dotes y más reglas nuevas... en fin, que no me parecen decisiones acertadas.

Así que, el que quiera seguir jugando con D&D3, D&D3.5, D&D4 o los que vengan después, que lo hagan, pero me parece que Wizards se va a pegar un castañazo, y ya veremos que consecuencias tiene eso para el mundillo del rol en general.

Coño, que comentario más largo, podría haber sido una entrada en la Frikoteca :P

El Maestro dijo...

Sip. Y precisamente D&D que se caracteriza por necesitar 3 libros para poder jugar, cuando LA GRAN MAYORÍA de los juegos contienen todo en un único tomo.

Aunque, de acuerdo, admitámoslo un libro sólo para el master con un montón de consejos e ideas para hacer aventuras y campañas se agradece.

Los compendios de monstruos no. Sobran bichos.

Yo desde luego cuando quiera jugar un juego de saja-rajeo y complicado sacaré el Hackmaster que al menos sabré que es una parodia y no pretende ser serio, que si no me da la risa.